domingo, 26 de octubre de 2008

EL HAMMAM EN CASA

¿Que tal si cojas un poco de tiempo para ti, solo para ti y te mimas un poco?
Un hamman improvisado en casa podría ser una buena opción para disfrutar de un momento de descanso. Lo primero, seria apartar del baño a los niño, pareja, desconectar el teléfono… Cerrar la puerta del baño y poner la calefacción a tope.


Unos cuantos preparativos:

Cuida la luz. Evita los neones agresivos, pon más bien unas velas.
rhassoul

Ten a mano una botella de agua o unas mandarinas… para hidratarte.

Pon a manos todo lo que hará falta a continuación: Cremas, sales y aceites para el baño, esponja loofa o guante de crin, piedra pómez, jabón negro, toallas,

El baño debe ser lo mas caliente posible, pero cuidadin, si la temperatura del baño esta por encima de los 30ºC no hay que quedarse mas de un cuarto de hora.

No seria demás de quemar unos aceites esenciales de rosa o de
lavanda y con eso ya lo tenemos todo montado.

¡El primer baño a todo vapor!
Entra poco a poco en el baño caliente para ir acostumbrándote.

No pongas tu piel en contacto con el agua fría y con ningún producto, jabón o aceite, como retractaría la epidermis o depositarían una película obstruyendo los poros de la piel.

Sal del baño de vez en cuando, bebe agua, sentate en un taburete.

Masajea firmemente todo tu cuerpo con las manos solo. Cuando la piel muerta empieza a rolar debajo de tus dedos, es hora de hacerse el peeling. El agua y el calor han hinchado la superficie de la epidermis, el sudor se llevo las impurezas incrustadas en los poros. Estas lista para la limpieza de fondo.
Para conseguir una piel de las mas suave hay primero que exfoliar las impurezas, quitar todas las pieles muertas acumuladas sobre todos en los codos, todillas, nalgas… Utiliza lo que quieras: una esponja loofa, un guante de crin… pero eso sí, siempre de abajo hacia arriba masajeando en círculos.
No te sorprendes si aparecen como finas peladuras grises, es la piel muerta que acabas de despegar.

Una vez que hayas exfoliado bien todo tu cuerpo, te aclaras. Y empiezas la expoliación de la cara. Aquí tienes varias opciones de
exfoliantes naturales.

Luego aplica una mascarilla con arcilla y déjala actuar unos 15 minutos.

Prepárate un shampoo natural con rhassoul al cual puede añadir unas gotitas de aceites esenciales de tomillo para el pelo graso o aloe vera para el pelo seco. Aplícalo y déjalo actuar mientras sigues mimándote.

Ahora es el momento ideal para la depilación, los poros de la piel están bien abiertos y los pelitos esos que crecen debajo de la piel están ya fuera.

Ojo: Por lo del agua caliente, la piel se ha vuelto muy sensible así que las delicadas o las que tienen el pelo ya largo, mejor si lo dejan para mas adelante.


El segundo baño
Estas mas que limpita, tu epidermis esta purificado y ya no tienes ni un pelito.
Es hora del prepararse otro baño, tibio esta vez.

Échale una bolsita de sales de mar para el baño o bien otra opción la bolsa con salvado para el baño, el cual tonifica, alivia los dolores y suaviza la piel.

Después del baño, sigue con los mimos. Aplícate una mascarilla suave e hidratante. Hidrata bien tu piel con una crema corporal.
Es un buen momento también para el cuidado de las uñas y deshacerse de las cutículas y las durezas de la planta de los pies con una piedra pómez.

Sigue sin preocupaciones y relajada, mientras te preparas un te a la menta bien caliente y te tumbas todavía envuelta en el albornoz y lo disfrutas.

Entonces es cuando podría volver tu pareja, para hacerte un masajito…

Todo eso, como ves, lleva su tiempo no lo te vas a regalar este pequeño lujo cada dia y tampoco hay que hacerlo muy a menudo. Primero por el gasto de agua… luego porque entre cada expoliación hay que dejar unos 10 días.

0 comentarios: